Senadores

Las noticias por municipio


Contrapapel / CDMX / Álvaro Obregón

Dormir poco incrementa riesgo de cáncer de mama


El trabajo, el cuidado de la casa, la responsabilidad de los hijos y nuevos estilos de vida, hacen que actualmente la mayoría de las mujeres duerman menos de ocho horas, lo cual reduce el tiempo que necesita el organismo para reparar sus distintas funciones

Dormir poco incrementa riesgo de cáncer de mama

Salud › Ciudad de MéxicoÁlvaro Obregón

Nacional › Staff

México, 16 Oct (Notimex).- El trabajo, el cuidado de la casa, la responsabilidad de los hijos y nuevos estilos de vida, hacen que actualmente la mayoría de las mujeres duerman menos de ocho horas, lo cual reduce el tiempo que necesita el organismo para reparar sus distintas funciones.

Un sueño poco reparador afecta el sistema inmunológico y propicia la aparición de enfermedades, entre ellas el cáncer de mama, advirtió Reyes Haro Valencia, director del Instituto Mexicano de Medicina Integral del sueño (IMMIS).

En este mes de la concientización del cáncer de mama, dijo que en promedio las mujeres en edad adulta y reproductiva duermen alrededor de seis horas, menos de lo que requiere el organismo.

Detalló que existen cuatro etapas del sueño (dos ligeras y dos profundas), en la tercera etapa se da la restauración física y al dormir poco se reduce esta función del organismo, ocasionando inflamación celular y enfermedades crónicas.

La tercera y cuarta fase del sueño son la etapa de la restauración donde se fortalece el sistema inmunológico, el cerebro se restaura y se logra un equilibrio emocional.

’El desequilibrio en el ciclo circadiano, que es el tiempo de reparación de nuestras células durante el sueño afecta al sistema inmunológico encargado de la destrucción de las células malignas, entre ellas las del cáncer, por lo tanto, sino se completa el ciclo, las células malignas se desarrollan libremente’, subrayó.

Haro Valencia recomendó dormir bien a las mujeres para tener una mejor salud y evitar consecuencias por la privación del sueño, que puede originar trastornos en el comportamiento, fatiga, problemas de la personalidad, irritabilidad, ansiedad, depresión, problemas de atención y memoria.

El dormir bien es tan importante como tener una alimentación correcta y balanceada, aseveró.


Continúa leyendo


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor